innovación

FERRARIS EN GARAJES O LA PARADOJA DE LA ERA DIGITAL

Al hilo de un artículo sobre un discurso del presidente de Huawei en el 5th European Innovation Day, no puedo dejar de destacar y reforzar la llamada de atención que allí se hacía en esta era digital en la que estamos inmersos/as.

De nada sirve tener un Ferrari si la mayoría de las carreteras de tu zona están limitadas a 100.  La digitalización de un país requiere en primer lugar,  disponer de una red de infraestructuras de telecomunicaciones ad-hoc para el tipo de usos y servicios  a implantar.

ferraris

Es decir, hay que  construir una red principal de autopistas sin limitación, y el resto ampliar a 140, para poder disfrutar y aprovechar realmente las capacidades de un ferrari, tal y como están haciendo (han hecho) los países asiáticos.  Y esto efectivamente requiere de una importantisima inversión pública que  vertebre toda la geografía (a nivel estatal y supraestatal)  y dote de “autopistas digitales”, no sólo a las grandes concentraciones poblacionales, sino también  a las zonas  donde a  los operadores privados no les es rentable llegar.

Si no se hace así, iremos  quedándonos obsoletos tecnológicamente, hasta que la cabeza de carrera esté tan lejos que sea imposible de alcanzar y estemos avocados a ser unos meros seguidores (de tercer o cuarto nivel..), a las órdenes de los líderes (¿asiáticos, árabes,..?)  que por supuesto serán también los propietarios de todas las empresas de sectores estratégicos de nuestro entorno (no tenemos más que mirar un poco a nuestro alrededor para ver cómo se están comiendo los fondos de inversión todas las empresas locales punteras). No es una visión apocalíptica, está ocurriendo ya.   Concentremos nuestro esfuerzo  inversor y legislador en crear una red de infraestructuras regional y europea superpotente, sobre la que puedan correr a tope los servicios 4.0, 5.0,… y dejemos de acumular Ferraris en garajes.

Anuncios

Artículo: How Indra Nooyi Turned Design Thinking Into Strategy: An Interview with PepsiCo’s CEO

Interesante entrevista sobre cómo gestionar el cambio organizacional, aplicar estratégicamente el “design thinking” y la “lean innovation”. How Indra Nooyi Turned Design Thinking Into Strategy: An Interview with PepsiCo’s CEO

http://flip.it/lVmGS

Artículo: People Offer Better Ideas When They Can’t See What Others Suggest

People Offer Better Ideas When They Can’t See What Others Suggest

http://flip.it/ibRU4

NUEVOS MODELOS DE NEGOCIO Artículo: Hacking the WIN-Win-Win Business Model

En internet, normalmente si es gratis, el producto eres tu.
Articulo sobre nuevos modelos de negocio: Hacking the WIN-Win-Win Business Model

http://flip.it/aDrjN

Artículo(en inglés) You Need an Innovation Strategy

Necesita una estrategia para la innovación
Como para todo en los negocios, hace falta una estrategia que priorice, ordene y estructure la actividad innovadora y la alinee con los objetivos y necesidades corporativas y estratégicas.
http://flip.it/LidBm

Innovación en gestión: El caso de Zappos: vivir sin jefes no es tan sencillo

Articulo: El caso de Zappos: vivir sin jefes no es tan sencillo

http://flip.it/1rA6R

Aventurarse a explorar nuevos caminos no es fácil. Pocos líderes se atreven y muchos fracasan, pero las ideas nuevas sobre gestión hay que probarlas, en entornos controlados pero prácticos, solo así se desarrolla la innovación. Y cualquier persona y empresa puede atreverse, solo hace falta tener ganas y ” lo que hay que tener”.
Mi admiración para ell@s porque el futuro es suyo.

Artículo: The 5 Requirements of a Truly Innovative Company

The 5 Requirements of a Truly Innovative Company

https://hbr.org/2015/04/the-5-requirements-of-a-truly-innovative-company

Innovando que es gerundio…no hay excusa

No hay excusa.

Cualquier organización, por pequeña que sea y por pocos recursos de los que disponga, puede innovar, al menos como lo entendemos nosotras. Innovar es en primer lugar una actitud, una voluntad de la empresa de mejorar y no tener miedo al cambio y a hacer las cosas distintas a otr@s.

Innovar, en el sentido tradicional, es entendido como implementar importantes mejoras novedosas en el mercado o en el sector, pero ese es un nivel avanzado (nivel 2) de innovación. También se puede innovar internamente a través de mejoras operativas o competitivas, en el ámbito de la empresa y de su entorno inmediato. Veamos los niveles de aplicación de la innovación:

  • Nivel 0: mejora operativa. Innovaciones de ámbito interno, novedosas para la empresa que le reportan mejoras en su rendimiento (nuevas aplicaciones informáticas, reingeniería de procesos, nuevas políticas de gestión…)
  • Nivel 1: mejora competitiva: Innovaciones de ámbito interno y/o externo, novedosas para la empresa, que le dotan de mejores armas competitivas porque redundan en beneficios valorados por el mercado (mejora en producto/servicio al cliente, mejora en costes, nuevos modelos negocio, estrategias marketing…)
  • Nivel 2: ventaja competitiva: mejoras externas, novedosas para el mercado, que le dotan a la empresa de una ventaja frente a la competencia por su novedad y la diferenciación que conllevan. Pueden ser patentables y requieren de una gestión estricta de su puesta en mercado (nuevos productos /servicios, modelos de negocio,..)

Desde otro punto de vista, según la naturaleza del cambio realizado distinguimos los siguientes tipos de innovación:

  • Producto: nuevo producto o modificación sustancial a producto existente: airbag, fregona, mando distancia, tetra-brick, pantalla táctil…
  • Servicio: nuevo servicio. Previo (asesoramiento diseño, recogida a domicilio coche para revisión), posterior (mantenimiento remoto, recordatorio de revisión) o complementario (servicio de guardería en gimnasio) a la oferta actual
  • Modelo negocio: cambios en el modelo- propuesta de valor: Dell/Ikea-venta por piezas
  • Comunicación marketing: Cambios sustanciales en el destinatario, forma o contenido de la comunicación y de las herramientas de posicionamiento de la empresa ante el mercado: Nike air-Jordan (personalización de producto), anuncios-emoción coca-cola, redes de experiencia usuario, plataformas 2.0,..
  • Organización y Proceso: cambios en la forma de hacer las cosas en distintas áreas: implantación de ERP, reingeniería procesos, racionalización/redistribución de responsabilidades,..
  • Políticas gestión: cambios en las políticas de gestión de distintas áreas de la empresa: Avon: cliente=fuerza ventas, Google: gestión flexible personas, microfábricas,..

Con todo esto no pretendemos sentar ninguna base teórica, lo que queremos destacar es que cualquier empresa puede hacer muchas cosas para cambiar y mejorar su situación interna y/o externa, y que todo gran cambio empieza por pequeños pasos que permiten generar una cultura y un hábito de trabajo en este ámbito.

Algunas claves para el inicio del camino:

  • Liderazgo o apoyo coherente de la dirección. Visión de futuro.
  • Creatividad, mente y escucha abierta: tanto interna como del mercado –> grandes fuentes de nuevas ideas.
  • Observación de buenas prácticas y oportunidades, tanto del sector como de otros sectores: investigar en internet qué se cuece en otros países en nuestro sector, o en empresas similares.
  • Identificar las competencias claves (un fabricante de latas de aluminio descubrió que lo que dominaba era el aluminio y terminó haciendo bicicletas) para tomarlas como base de nuevos caminos.
  • Rigor en la aplicación del método (ver propuesta de método), pero agilidad y ligereza en su ejecución: mejor dividir un proyecto en microproyectos, mejor un piloto previo, mejor contrastar una idea antes de desarrollarla.
  • Resilencia (palabra de moda) y perseverancia

Innovar no es sólo un resultado, innovar es sobre todo un proceso, es un camino con subidas, bajadas, bonitos paisajes y zonas grises. Con muchas direcciones posibles pero con un sentido: hacia delante; y sobre todo,  con un destino/objetivo claro: un futuro mejor para la empresa.

Artículo: 7 cosas que puedes robar(legalmente) de tus competidores de éxito

7 things you can (legally) steal from successful companies

http://thenextweb.com/entrepreneur/2014/02/20/7-things-can-legally-steal-successful-companies/

IDEAS SENCILLAS PARA INNOVAR, MEJORAR O SIMPLEMENTE CAMBIAR

Cuando pensamos en INNOVAR siempre nos vienen a la mente complejos proyectos de I+D, equipos de técnicos enfrascados en diseño de nuevas soluciones, largas sesiones de creatividad, etc. Pero la fuente más sencilla de la verdadera y exitosa innovación, viene de escuchar a los que saben cómo lo hacemos y cómo podríamos hacerlo mejor.

Ya escribí hace tiempo un post llamado LA VOZ DEL CLIENTE, que iba por este camino y que se podría completar con la voz del proveedor, la voz del empleado y en general, la voz de cualquiera que nos conozca bien. Por ejemplo,

Preguntar y escuchar al cliente:

Sobre nuestro producto/servicio y el grado de “encaje” y satisfacción respecto a la necesidad que ha motivado la contratación: aquí podemos obtener información sobre nuestras virtudes, sobre carencias, sobre expectativas no cubiertas y necesidades no satisfechas….hay que buscar no sólo las mejoras posibles, sino también los puntos fuertes que los clientes perciben como muy positivos porque hay que mantenerlos. Sobre nuestra imagen/comunicación: cómo nos percibe, cómo y por qué llega a nosotros o nos elige. Sobre nuestro proceso de venta/postventa: qué aspectos del proceso de compra le resultaron más insatisfactorios, qué echa en falta, qué cambiaría o eliminaría, etc.

Preguntar y escuchar a los empleados:

En las empresas industriales hace años que se aplican los círculos de calidad en los que equipos de proceso/funcionales, se auto mejoran a base de proponer y aplicar cambios en su trabajo que redundan en mejoras globales. Esto unido, a un sistema de reconocimiento y/o retribución de dichas mejoras.

Este esquema puede aplicarse a cualquier ámbito de la empresa. El día a día no suele dejar espacio a la reflexión, y en ocasiones, el hecho de que no te pidan opinión, unido a que no existan cauces de comunicación ni fomento/valoración de las sugerencias, hacen que muchas ideas queden en las cabezas de los empleados.

Es necesario implantar una sistemática organizada de captación y gestión de sugerencias que permitan aflorar esas mejoras potenciales que las personas, que más saben de nuestro negocio, tienen en su mente. Después, claro, hay que ser consecuentes, atenderlas y valorarlas y fomentarlas adecuadamente. Esta fuente conlleva el beneficio añadido de que al surgir de “dentro”, su aceptación e implantación es mucho más fácil y rápida.

Preguntar y escuchar a los proveedores:

Para aspectos más concretos del negocio, ámbitos administrativos, logísticos, almacén, etc., este colectivo es una fuente valiosa de ideas de mejora que pueden llegar a convertirse en fuente de innovación competitiva.

Los métodos para realizar esta “escucha activa” de los grupos de interés, son muy variados y dependen lógicamente de las características y posibilidades que otorga el negocio/sector, pero a modo de ejemplo: encuestas personales, sistema registro de sugerencias, cuestionarios escritos o telefónicos, reuniones informales, etc.

Esencial para el éxito!! Organizar el proyecto adecuadamente, con un plan de trabajo, objetivos, responsables y seguimiento de resultados y siguientes pasos. Y además, hay que sistematizar esto de forma que en vez excepción, sea una norma y sello de la casa. Todo este proceso es facilitado por consultoras como nosotras.

Las fuentes DE CAMBIO, MEJORA E INNOVACIÓN, están ahí, accesibles a quién quiera agudizar el oído y escuchar su fluir.