innovación práctica

Artículo: 10 guidelines to help you innovate and get stuff done

10 guidelines to help you innovate and get stuff done

http://thenextweb.com/entrepreneur/2014/04/20/10-guidelines-help-innovate-get-stuff-done/

Anuncios

¿INNOVANDO O “SIMPLEMENTE” MEJORANDO? Depende de la ventaja competitiva que conlleve el cambio….

La verdad es que a pesar de ser yo misma consultora, soy muy crítica con las modas que acaban con el verdadero valor y sentido de algunos conceptos. El caso de la innovación es uno de ellos. Huyo de modelos teóricos y generales, que no aportan nada porque se quedan a 5 metros del suelo. No aterrizan las cosas y cualquier nueva aportación tiene que ser fácilmente entendible, aplicable y claramente valiosa (cuantificable) y útil para las organizaciones que decidan apostar por ella.

Tengo que puntualizar que cuando hablamos de innovación podemos referirnos a la innovación continua (ese estado ideal y permanente de “hambre de creatividad y mejora” que propugnan muchos modelos de excelencia) o a la innovación puntual, resultado de una situación concreta con un objetivo práctico concreto y con un proyecto que lo lleva a cabo. A esta última me voy a referir.

Paso previo: consensuar de qué estamos hablando. Para eso, debemos de consensuar qué entendemos por innovar. Resumiríamos que se trata de buscar cambios, que impliquen mejoras y que cuanto más novedosas sean, mayor será la ventaja competitiva que otorguen a la empresa que las lleva a cabo. Ver https://olarrieta.com/2013/02/13/diferencias-y-definiciones-de-cambio-mejora-e-innovacion/

Imagen

Primer paso: Aclarar para qué queremos innovar, qué queremos conseguir con ello, dependerá de la situación de partida de la organización:

  • Queremos SOBREVIVIR: empresa que va mal y necesita hacerse más competitiva ingresando más y/o gastando menos
  • Queremos CRECER: empresa que tiene un posicionamiento asentado pero quiere hacer crecer el negocio (nuevos mercados o nuevos clientes) y/o sus ganancias
  • Queremos REPOSICIONARNOS: empresa que quiere cambiar su posición de mercado y/o su percepción ante sus clientes, proveedores, empleados y/o sociedad
  • Queremos EXPERIMENTAR: empresa que desea aires internos nuevos, proyectos ilusionantes o revulsivos

Segundo paso: Configurar el proyecto. Hay que diseñar el equipo de trabajo, las responsabilidades básicas, los plazos de finalización de cada fase del proyecto y los hitos/resultados esperados. De forma general hablaríamos de:

  • Fase1: Diagnosticar la situación de partida. Analizar la situación actual con un alcance que dependerá del objetivo de la mejora/innovación que se pretenda: Sector/competencia (el más amplio), negocio (posicionamiento propio y relaciones con los grupos de interés) u organización y gestión interna (el más acotado)
  • Fase 2: Estudiar e identificar el objeto del cambio y los resultados esperados al final del camino. En esta fase entran en juego las técnicas de creatividad para facilitar el dar con soluciones más allá de las prácticas habituales:

Ejemplos de mejoras/ innovaciones:

  • Nuevo producto/servicio (añadido o complementario a existente)
  • Nuevo canal de distribución/venta
  • Nuevo modelo de relación con clientes
  • Nuevo modelo de cobro a clientes
  • Nuevo modelo de servicio postventa
  • Nuevo modelo de relación con proveedores
  • Nuevo modelo de pago a proveedores
  • Nuevo modelo de relación con empleados
  • Nuevo modelo de retribución a empleados
  • Nuevo sistema o procedimiento interno que reduzca tiempos, costes o errores o que mejore la experiencia

Los resultados esperados deben de ser cuantificables, y pueden ser directos (incremento ingresos, reducción de costes) o indirectos (mejoras de satisfacción)

  • Fase 3: Detallar el Plan de acción: qué se va a hacer, quién lo va a hacer, cuándo lo va a hacer y con qué recursos se va a hacer
  • Fase 4: Establecer el método de seguimiento y control del desarrollo del proyecto y de los resultados obtenidos. Reenfoque si es necesario

Tercer paso: lanzar el proyecto y hacer un seguimiento sistemático y exigente del mismo, con la Dirección en cabeza, corrigiendo el enfoque si fuera necesario.

Y a partir de aquí comienza el camino….